Enfermedades del Tomate, Plagas y Tratamientos

Las Enfermedades del Tomate es uno de los principales problemas de las personas que cultivan o cuidan huertos. Por eso te invitamos a leer este artículo en el cual se presentan las diferentes plagas y enfermedades que embisten los cultivos de tomate, su prevención y como exterminar estos males de forma ecológica y con el uso de productos químicos.

enfermedades-del- tomate

Enfermedades del Tomate

Las enfermedades del tomate son una de las principales preocupaciones de los horticultores. Por eso la necesidad de reconocer a tiempo qué tipo de agente ataca a la planta y de esta manera poder actuar a tiempo en beneficio de las plantas. En muchos casos la utilización de fertilizantes es lo más apropiado, pero esto trae consigo efectos colaterales, pues el exceso de químicos a parte de crear resistencia obligando a utilizar pesticidas de mayor espectro, el fruto se contamina y luego es consumido por humanos, trayendo consecuencias a largo plazo a la salud.

Plagas del Tomate

Existen una cantidad enfermedades del tomate y  plagas que la atacan de manera desmedida, por lo que es necesario que las personas encargadas de cultivar o cuidar huertos conozcan detalladamente y de esta manera identificarla correctamente y así poder aplicar en tratamiento necesario para su desinfección. Entre las plagas que comúnmente se encuentra en los cultivos de tomate están:

  • Araña roja (Tetranychus urticae)

Es una especie de ácaro que crece y se reproduce en el envés de la hoja. Esta plaga se alimenta de plantas que se cultivan en ambientes secos que pueden llegar a ser muy dañinos para los cultivos. Esta diminuta y casi imperceptible plaga son ovaladas y se pueden presentar de diferentes colores: naranja, amarillos, marrones, rojos, verdes y hasta casi negros. Cuando se encuentran en forma de larva poseen 3 pares de patas y cuando pasan a ser ninfa aumenta a 4 pares. En el caso de las hembras presentan dos manchas laterales oscuras sobre el dorso y el macho es más pequeño con un abdomen puntiagudo y patas más largas. En cuanto a la coloración tienden a ser más pálidos.

Diagnóstico:

Para saber si la planta está contaminada es necesario visualizar los siguientes síntomas: se observa una cantidad considerable de huevos de estos ácaros en el envés de las hojas, así como las ninfas y adultos causando decoloraciones o manchas amarillentas pudiendo llegar a la necrosis, reduciendo considerablemente su desarrollo y crecimiento.  En el haz de la hoja aparecen puntos amarillos. También se puede percibir una tela de araña que los protege de los acaricidas.

  •  Mosca blanca (Trialeurodes vaporariorum y Bemisia tabaci

Es una plaga que se alimentan del envés de la hoja, siendo una de las más habituales en las plantas de tomate causando grandes daños. Comprende 3 estados larvarios, en el último estado se torna redonda y amarillenta, es cuando se le denomina pupa, en donde se va desarrollando hasta alcanzar el color blanco, ojos rojos que es cuando se consideran adultas. Su cuerpo es de color amarillento. Tienden a colonizar las partes más blandas de la planta debilitándolas.

enfermedades-del-tomate

Diagnóstico:

Las larvas se ubican en el envés de las hojas más adultas facilitando la aparición de las negrillas que son un tipo de hongo  que aparece luego que la planta es atacada por esta plaga lo que impide su comercialización. Esto también produce que a las hojas se empiecen a decolorar tornándose amarillentas y necrosándose al punto de caerse así como la maduración anormal del fruto.

  • Heliothis (Helicoverpa armígera)

Este en un género de polilla, también conocido como oruga de la col. Este atraviesa 6 estadios larvarios. Se presentan en forma esférica de color amarillento brillante que cambian a marrón. Cuando llegan a la adultez se tornan color crema con una delicada banda, marrón en las puntas. En el caso de las hembras se presentan de color pardo con visos naranjas y los machos un verde grisáceo. Sus huevos se depositan de forma individual en los brotes o yemas de las hojas y frutos.

Diagnóstico:

Las larvas causan agujeros en los frutos y cerca de los tallos, lo que causa la improbabilidad de madurarse correctamente pues tienden a caerse antes de tiempo. Estas orugas dañan la mayoría de los frutos y semillas ocasionándoles grandes agujeros por lo que se torna una plaga repudiable al dañar grandes cultivos.

  • Minador  (Liriomyza spp.)

Esta es una mosca que tiende a incrustar sus en la parte más joven de la planta, causando galerías por la alimentación de estas. Su larva que son depositada en el interior por la hembra y se presenta de forma ovalada transparente, que posteriormente se va tornando blanquecina hasta llegar a un amarillo ocre  pasando por una metamorfosis (pupa) para alcanzar el último estadio. Los machos son más pequeños que las hembras, estos no están dotados de mecanismos para realizar los agujeros por lo que las hembras hacen el trabajo para que posteriormente el macho se alimente.

Diagnóstico: 

Se presentan picaduras que realizan los minadores adultos para insertar las larvas, haciendo grandes galerías impidiendo la maduración y desecación de los cultivos. Estas galerías son visibles por el haz de las hojas, aunque también se pueden visualizar en el envés  que luego se necrosan, reduciendo notablemente la capacidad fotosintética y permitiendo la penetración de hongos y bacterias.

enfermedades-del-tomate

  • Pulgón (Aphis gossypii y Myzus persicae)

Esta especie de plaga no está relacionada con la pulga, su nombre se asocia al hecho de que succionan la savia de la planta. Tienen una gran capacidad reproductora haciéndola una de las plagas más destructivas en la horticultura. Las hembras son vivíparas  y su reproducción es asexual y puede generar hasta 100 descendientes por lo que su proliferación puede llegar a estados alarmantes. Se puede presentar de varios colores desde verdes, amarillos, blancos o pardos, provistos de un largo pico para poder absorber el jugo de la planta. Se ubican en la parte verde, ramas, tallos y brotes tiernos de la planta.

Diagnóstico: Al extraer la savia de la planta esta tiende a enrollarse o arrugarse. Se produce una espacie de melaza que  puede llegar a cubrir la mayor parte de la planta y atrae a las hormigas que igual dañan la planta. Se deforma el pecíolo y deforma los frutos. Atrayendo también a la negrilla. Esta plaga es capaz de transmitir virus como el mosaico del pepino. Esta plaga se prolifera especialmente en época de otoño y primavera.

  • Trips (Frankliniella occidentalis)

También conocido como arañuela, es una especie diminuta. Se desarrolla en dos estadios crece dentro de los tejidos vegetales, frutos y flores. Se presentan de color blanco o amarillo pálido y de adultas son de color dorad. Estando de adultas presentan dos pares de alas. La hembra tiende a ser un poco más grande que el macho. Se han convertido en una plaga dañina para las plantas de tomate, pues extraen los fluidos de las células vegetales. Su tiempo de desarrollo es de 20 días lo que va estar determinado por la temperatura ambiental. La cuan puede oscilar entre 20 y 30 grados centígrados.

A mayor temperatura más rápido es el desarrollo. Los huevos se incrustan en la cutícula de los tejidos, eclosionan de forma rápida, pasando a ser larvas con mucha movilidad y comienzan su proceso de alimentación de forma inmediata.

Diagnóstico:

Los adultos prefieren en haz de las hojas, mientras que las ninfas buscan el envés. Las hojas comienzan a deformarse, al punto que la yema no logra abrir. Gracias a la saliva de el trips, comienza aparecer manchas clorótica (verde pálido)  en las hojas y en los frutos de color blanquecino. El excremento de esta plaga puede llegar a necrosar a la planta y el fruto.

enfermedades-del-tomate

  • Polilla del tomate (Tuta absoluta)

Esta polilla también es conocida como cogollero del tomate o minador, es un lepidóptero o mariposa nocturnas que coloca has 260 huevos que van desde blanco pasan a amarillos y posteriormente se ponen negros cuando se acerca la eclosión, se vuelven de color verde con un raya negra en la cabeza.  La pupa se da en el suelo y cuando llegan adulta se tornan marrón grisáceo y palpos labiales curvados.  Al igual que la trips hacen grandes galerías en hojas, tallos y frutas.

Diagnóstico: 

Dejan restos de excrementos cuando hacen las galerías, las larvas tienen momentos en los que salen al exterior de las galerías. Se visualiza manchas en la hoja. Las larvas sólo se alimentan de frutos verdes, trayendo como consecuencia enfermedades criptogámicas, es decir, evolución de hongos o parásitos, causando la  putrefacción de la fruta, pues los orificios y el interior se ennegrecen.

Enfermedades Víricas del Tomate

Estas enfermedades del tomate son transmitidas principalmente por pulgones, trips y la mosca blanca. Las virosis terminan por agotar a la planta lo que trae como consecuencia su  improductividad. Mayormente los síntomas de las virosis con muy parecidos de ahí que se recomienda el estudio en laboratorios. Aquí nombramos algunos de los virus más comunes en las plantas de tomate.

  • Peste negra del tomate o virus del bronceado del tomate (TSWV)

Este es un virus también conocido como el virus del bronceado, se expande con mayor facilidad en los climas secos y es de muy rápida propagación y gran resistencia a la hora de ser atacado. Se manifiesta en la hoja con lesiones necróticas de color bronce, aunque se inicia con aros cloróticos que van oscureciendo con el tiempo. En la fruta aparece una especie de dibujos abstractos de color claro lo que impide que durante la maduración este pueda tener un color homogéneo. Su transmisión es primordialmente es por medio del trips  y se lleva a cabo a través de la picadura a la planta sana y se transmite de una planta a otra.

  • Virus del Mosaico del tomate (TMV)

El virus del mosaico se encuentra entre las principales enfermedades del tomate, que se presenta con una decoloración y alteración de la forma, así como la aparición de zonas cloróticas y verdes oscuras, el fruto se reduce en tamaño, necrosis interna y externa; en el caso de las hojas estas tienden a rizarse. Su intensidad va a estar determinada hasta por la incidencia de la luz solar en la planta, la temperatura y la cantidad de nitrógeno contenido en el suelo. Su propagación es por contacto de una planta enferma con una sana, los efectos del viento o a través de los cultores. Se puede conservar su sepa por años y se origina de semillas contaminadas.

enfermedades-del-tomate

  • Virus del rizado amarillo del tomate, o virus de la cuchara (TYLCV)

Este virus también es conocido como el virus de la cuchara, este paraliza el crecimiento de la planta y la reducción de las hojas, donde el pecíolo se enrolla y el fruto  no llega a su maduración y el color tiende a ser pálido. Este virus se transmite a través de la mosca blanca. Cuando la planta es afectada de forma severa no genera fruto, pero si sucede cuando el fruto ya está formado difícilmente este se ve afectado.

  • Virus de la mancha anular del tomate (TRSV)

Este virus presenta varias formas y es uno de los más insidiosos, es de fácil propagación de plantas enfermas a sanas a través del polen y del nematodos daga una especie de gusano presente en el suelo. Estas manchas pueden ser muy visibles, amarillentas hasta la reducción del tamaño del tomate. Este virus puede estar presente en las plantas de forma asintomática lo que dificulta su control oportuno lo que hace que este virus se torne incurable que se debe esperar desaparezca por sí solo.

  • Virus de la mancha anular del tomate (CMV)

En este caso las plantas ya presentas atrofiamiento, las hojas deformadas, es decir, presentan necrosis tanto en el tallo como en el pecíolo y reducción notable del limbo foliar lo que puede causar la muerte de la planta. En cuanto al fruto presenta anillos de color amarillo que permanecen aun madurado el tomate.

  • Virus y de la patata (PVY)

Es un virus perteneciente a la familia Potyviridae. Se considera la segunda en grado de importancia de las enfermedades del tomate, caracterizada por presentar manchas amarillentas y necróticas en los folíolos y en el fruto se evidencia una alteración de la homogeneidad del color.

Enfermedades Bacterianas del Tomate

Teniendo en cuenta que las bacterias son organismos procariotes, es decir que no poseen núcleo que se valen de heridas y aberturas naturales de la planta para penetrar y hospedarse causando enfermedades del tomate. Por ello, es necesario aprender a identificarlas para atacar rápidamente pues tienen una capacidad destructiva extendida, causando necrosis y posterior pudrición, por lo que requiere de un control apropiado. Las enfermedades más comunes son:

enfermedades-del-tomate

  • Manchas bacterianas (Xanthomonas campestris pv. Vesicatoria):

Es una enfermedad foliar que se dispersa en tiempos calurosos y de lluvia, reduciendo notablemente la calidad del fruto. Sus síntomas son parecidos con la peca bacteriana. Se presenta como una mancha fibrosa y oscura que van creciendo hasta alcanzar un diámetro de 8mm especialmente en el margen de la hoja , cuando llegar a ser severa la afección la planta termina por  defoliarse (caída prematura de la hoja). Puede llegar a contaminar el fruto y su semilla y se favorece de temperaturas cálidas, de 20 a 30 grados centígrados. Se dispersa a través de las semillas infectadas, aparecen una semana después de la infección.

  • Peca Bacteriana (Pseudomonas syringae pv. tomato):

Esta bacteria puede atacar cualquier parte de la plante, pero tiende a fijarse en el follaje, luego en el tallo y posteriormente en el fruto. Aparecen como manchas húmedas que luego se necrosean, rodeadas por halo amarillo que pueden juntarse para formar manchas de mayor magnitud. En el fruto tienden aparecer cono hundidos color café lo que resulta muy destructivo para el tomate. Tiene gran resistencia, que se propaga con rapidez en clima de húmedos a fríos. Sus síntomas aparecen después de una semana de la infección, la diseminación de esta bacteria se puede hacer también a través del trasplante.

  • Cáncer Bacteriano (Clavibacter michiganensis subsp. Michiganensis)

Esta es una de las enfermedades del tomate también es conocida como necrosis vascular, es altamente contagiosa y destructiva. Se presenta como una quemadura en las márgenes de la lámina y necrosis en el follaje hasta llegar a la muerte de la planta. En el fruto se presenta como una mancha costrosa con un halo de color blanco, en la medida que la enfermedad avanza ataca al tallo. Su contagio se puede dar por la semilla o plántula (trasplante), una vez infectado el suelo, el patógeno ingresa a la planta a través de heridas que podrían ser causadas por los vientos en la raíz o tallo invadiéndola. La bacteria se propaga en ambientes  húmedos  y se favorece del riego por aspersión.

  • Mildiu de la patata o Tizón tardío (Phytophthora infestans)

Es una especie de parásito que  infecta a las plantas de tomate, es un patógeno que produce el oscurecimiento de las hojas que al principio se torna aceitoso y posteriormente terminan por necrosar la hoja. Aparece mayormente en el envés en forma de polvo blanco, en el tallo aparece en forma de manchas pardas al igual que en el fruto, en este último se agudiza en la parte superior ocasionando la pudrición del fruto así como mal olor.

  • Oidio (Leveillula taurica)

El oidio o también conocido como blanquilla. Esta es una de las enfermedades del tomate que se presenta como manchas blanca en el envés de la hoja que tienden a necrosarse por el centro esto es originado por un hongo con el mismo nombre, se transmite de las hojas viejas a las más jóvenes lo que dificulta la evolución de la planta, causando la defoliación y como efecto alterno la quemadura de los frutos que quedan expuestos a los rayos solares.

enfermedades-del-tomate

  • Alternariosis o tizón temprano (Alternaria solani)

Esta enfermedad bacteriana fitopatógena que se manifiesta en plantas ubicadas en zonas húmedas con altas temperaturas. En este caso el fruto tiende a pudrirse, también puede atacar las hojas y el tallo. En las hojas se presentan manchas amarillentas, luego toma el color pardo y las hojas se caen, la bacteria van en sentido ascendente, las lesiones se tornan con un halo clorótico. Por su parte en el tallo se presenta con un ennegrecimiento de forma alargada. En la fruta se puede observar destrucción del tejido foliar afectando notablemente la calidad del tomate.

  • Podredumbre o moho gris (Botrytis cinerea)

En el caso de esta bacteria, que es de rápida propagación se presenta en grandes cantidades de esporas asexuales que pudren y deforman los tomates. Tiende a ablandar el fruto donde crecen unas vellosidades de color gris que es la manifestación del hongo. Ese ablandamiento va acompañado de una podredumbre y forma acuosa. Se da en condiciones de alta humedad. La cual se puede detener al exponer el fruto directamente al sol o altas temperaturas, de allí que se considere un parásito débil. Por eso se recomienda un ambiente bien ventilado y una poda constante y posterior desinfección con fungicida.

  • Cladosporiosis (Fulvia fulva)

Esta bacteria se aloja específicamente en las hojas de la planta de tomate, en la que se observa manchas de color amarillento en el envés y en el haz se torna de color grisáceo. Van desde las hojas más viejas a las jóvenes, en la medida que hongo avanza las hojas se tornan amarillas y termina por caerse. En el caso del fruto se tornan partes amarillo pálido que luego termina en su pudrición. Es importante saber que este hongo puede sobrevivir en las hojas secas que se encuentran en el suelo. Por eso se recomienda eliminar las malas hierbas, tratar los suelos donde serán cultivadas las nuevas semillas.

  • Fusariosis (Fusarium oxysporum)

Este hongo pertenece a las enfermedades del tomate, su principal forma es la marchitez que termina por matar a la planta. Este ingresa a través de la raíz. Para poder descubrir este hongo es necesario hacerlo por medio de exámenes de laboratorio pues su manifestación es muy similar a otros hongos. En el caso de invadir el tallo, logra necrosar los vasos impidiendo la alimentación de la planta. Una de las formas más efectiva de evitar esta enfermedad es la rotación de cultivos y utilizar nitrógeno nítrico en vez de amoniaco.

  • Antracnosis (Colletotrichum spp.)

En el caso de este hongo, es muy común encontrarlo en zonas calurosas y húmedas, caracterizada por  lesiones negras, rodeada de un color amarillento que se manifiestas preferiblemente al rededor de los nervios de la hoja. En el caso de los frutos este se desarrolla en el tomate cuando se encuentra en el período de maduración y sus síntomas se manifiestan cuando el tomate ya se encuentra maduro. Se presentan manchas de color oscuro y acuoso, causando hundimiento y  posterior pudrición.

enfermedades-del-tomate

En cuanto a la raíz, igualmente se va tornando de color oscuro hasta llegar a pudrirse. Para evitar la propagación de esta enfermedad se recomienda hacer buena limpieza del suelo, regar y fertilizar, así como remover malezas o malas hierbas.

  • Roya (Puccinia graminis)

Este es una especie de hongo que invade que ataca a la mayoría de las plantas de jardín en especial a las de tomate. Aparece mayormente en tiempo de lluvia y clima cálido. Las hojas comienzan a presentar en su envés  diminutas pústulas que se tornan de color rojo, naranja o amarillas que se van tornando oscuras. En el haz de la hoja se observa más decolorado. Las hojas afectadas terminan muriendo y caen, cuando la infestación es severa se da la defoliación casi total generando la muerte de la planta incluso puede aparecer en el fruto.

Como Evitar las Enfermedades del Tomate

Las enfermedades del tomate pueden causar daños irreversibles afectan no solo a los frutos sino también a las hojas, tallos y peciolos. Esto es causado por la interacción de agente patógenos y el medio ambiente. Para prevenir la propagación de las diferentes enfermedades se recomienda seguir los siguientes consejos:

  • Usar semillas sanas, para asegurar que esté en buenas condiciones, remoja en agua caliente por unos minutos, luego agrega hipoclorito de sodio al 1% por un máximo de 40 minutos. También se puede utilizar ácido clorhídrico al 10% por 10 horas.
  • Evita que la siembra esté cerca de campos abandonados.
  • La siembra debe ser regada sólo cuando lo requiera, pero en tiempos calurosos tratar de usar métodos de riego que mantengan la temperatura baja.
  • Realizar aspersiones con una combinación de cobre, mancozeb (fungicida selectivo y de alto espectro que evita la aparición de hongos), zinc y algunos antibióticos recomendados.
  • Evite trabajar cuando las plantas se encuentren húmedas, así evitará la propagación de las enfermedades.
  • Deshágase de cualquier planta que tenga indicio de alguna enfermedad.
  • Utilice con regularidad el Actigard, el cual es un potente protector de plantas contra enfermedades como el moho, la bacteriosis, el cual es absorbido por las hojas y tallos activando la planta para que genere buenos frutos. Es recomendable utilizarlo cada 15 días y hacer una primera aplicación inmediatamente hecho el trasplante. Este producto es mejor utilizarlo al final de la tarde, antes de lluvias esperadas o después.
  • Se recomienda rociar con leche desnatada en polvo para evitar que las plantas terminen quemadas por los rayos ultravioleta.

enfermedades-del-tomate

Tratamientos ecológicos

Uno de los mejores aliados para la siembra de tomate en pequeños huertos es la infusión de ajo, que combate eficazmente el pulgón, la araña roja y la podredumbre principalmente. Es recomendable realizar pulverizaciones  cinco días seguidos antes de la puesta del sol o a primera hora de la mañana.

El tratamiento de purín de ortiga o cola de caballo, es muy efectivo para tratar hongos, ácaros y pulgones, así como otras enfermedades del tomate, pues su fermentación crea bacterias que ayudan a fijar el nitrógeno en la tierra convirtiéndose en un abono orgánico. No se recomienda preparar el fungicida en envases de metal por el oxido que pueda generar lo que daña el contenido. Para su preparación se sugiere utilizar agua de lluvia, se deja fermentar por 20 días, luego reduce por cada litro de purín agrega 15 litros de agua.

Cuidados Generales de la Planta de Tomate

Las plantas de tomate requiere cuidados especiales por la cantidad de plagas, hongos y bacterias que pueden adquirir, por eso se sugiere rotar los cultivos, es decir, si se cultivó hortalizas usar esa tierra para las plantas de tomate, de esta manera se evitan los monocultivos y la proliferación de ciertas plagas. También es  necesario cuidar la tierra con suficiente abono y la humedad (sin llegar al encharcamiento), requerida para fortalecer la fertilidad, así como el uso de tratamientos orgánicos para que no afecten el desarrollo de la planta. El riego se recomienda hacerlo a través de la técnica del goteo para controlar la cantidad de agua que recibe.

Es aconsejable elimina las partes afectadas de la planta, y  en algunos casos hay que desaparecerla por completo. Para trabajar en los huertos o plantaciones se debe desinfectar las herramientas de trabajo y de esta forma evitar la propagación de algunas enfermedades. Es importante tomar en cuenta  que no es recomendable plantar cerca de las caléndulas pues son atrayentes de los pulgones a diferencia de la albahaca que es un repelente por excelencia no solo de este parásito sino también de la araña roja, ácaros y gusanos.

enfermedades-del-tomate

Asimismo, para evitar que las plantas sean invadidas por hormigas, se puede realizar pasos de café y de esta manera cortar su camino, también se puede usar el macerado de ortiga  y mantener la planta libre de hojas enfermas. Por último hay que saber que el uso excesivo de nitrógeno o fertilizantes pueden terminar atrayendo a ciertas plagas que destruirán las plantas.

 Datos Curiosos del Tomate

Sabías que los primeros tomates en Europa no fueron rojos sino de color amarillo, por eso lo bautizaron como la manzana dorada y considerados por mucho tiempo como un fruto tóxico. Existió una planta de tomate con más frutos en el mundo que llegó a pesar 522 kilos, con 32000 tomates.

Asimismo, el tomate más grande registrado en el mundo llegó a pesar 3,51 kilogramos y la planta más alta alcanzó los 19,8 metros.  Este fruto está compuesto de un 95% de agua en sus más de diez mil variedades. El tomate no sólo tiene fines culinarios también tiene sus propiedades medicinales pues su consumo en el caso de los hombres ayuda a mantener un sano funcionamiento de la próstata.

Te invito a ver este vídeo que te instruirá en cómo tratar la planta del tomate. ¡Dale play y aprende mucho más!

Si desean saber un poco más sobre plantas, sigue estos link:

Tipos de Plantas

Importancia de los Árboles

Árboles

(Visited 259 times, 1 visits today)

Deja un comentario