Tipos de Jazmín, Orígenes y Características

El jazmín es una hermosa planta que da flores de extraordinaria belleza y que debe su nombre a su encantador aroma que ha inspirado a muchas personas desde la antigüedad, por eso te invitamos a leer este artículo donde nos referimos a los diferentes tipos de jazmín que existen, su origen y demás aspectos que la caracterizan.

TIPOS DE JAZMÍN

Tipos de Jazmín

Para identificar los diferentes tipos de jazmín que hay en el planeta, es importante saber que todos se derivan de plantas que pueden ser en forma de arbustos o de trepadoras que crecen fácilmente apegadas a muros, estructuras o de otras plantas que se encuentran cerca. Es de origen asiático y se ha extendido mundialmente por lo fácil de su cultivo y usos diversos. Además, hay que considerar que son plantas de sol y que no soportan temperaturas frías.

Jazmín Blanco (Jazmín Officinale)

El jazmín blanco, cuyo nombre científico es Jasminum officinale, también es conocido como jazmín morisco o común, está presente en la flora de muchos lugares del mundo, entre los que se mencionan: Asía, Medio Oriente, Europa, entre otros. Este tipo de planta crece como una enredadera y puede alcanzar los seis metros de altura con lindas y delicadas flores de cinco pétalos que miden hasta 2,5 cm de diámetro con hojas lanceadas agrupadas en ramilletes.

Tiene la particularidad de no requerir un riego continuo, los expertos aseguran que una vez a la semana es suficiente, y que se debe podar luego que florecen para que sus ramas se mantengan fuertes para el próximo ciclo de florecimiento. Otra de sus bondades es que si bien se utilizan para decorar jardines y para revestir estancias exteriores, también se aprovechan sus propiedades medicinales como expectorante, antiestrés y astringente. Además, el aceite extraído de las flores y hojas se emplean como insumos en la industria cosmética y en perfumería.

Jazmín Amarillo (Jazmín Nudiflorum)

Es una variedad de arbusto originario de las montañas tibetanas, conocido como jazmín de invierno o jazmín de San José. Se distingue por los colores intensos de sus ramas verdes y sus flores amarillas con seis pétalos cada uno sin olor alguno. Estas plantas prosperan mejor en climas cálidos y deben regarse quincenalmente, excepto en invierno. Además, los floricultores recomiendan podarlos después que florecen, con el fin de fortalecerlos para la próxima temporada de floración, especialmente si está adherido a una estructura que le permita crecer fácilmente.

Jazmín del Paraguay (Jazmín Brunfelsia)

Es otro de los tipos de jazmín conocido también como Brunfelsia en reconocimiento a un estudioso de las plantas de Alemania. Este arbusto se da en abundancia en Paraguay su país de origen, así como en localidades de América Latina con clima tropical, principalmente Brasil y Uruguay. Entre sus rasgos destacan su altura de alrededor de 3 mts, así como la vistosidad asombrosa de sus ramas ovaladas y flores en degrades violetas y blancas que pueden medir 4 cm de diámetro. Son más permanentes que otras variedades, por eso se le dice la flor del ayer, hoy y mañana, usándose para la decoración de exteriores.

Esta clase de planta necesita que la rieguen cada 2 o 3 días durante la primavera y en verano, porque están en fase de floración, no así durante el otoño y el invierno que se le debe suministrar agua cada 7 o 10 días. Se deben cultivar preferiblemente en el suelo y de hacerlo en macetas su crecimiento estará limitado a las dimensiones del envase, obteniéndose un arbusto pequeño. Por otra parte, cabe destacar que a pesar de su belleza hay que tener precaución porque son algo tóxicas para los animales y seres humanos.

Jazmín Estrellado (Trachelospermun Jasminoides)

Es una planta trepadora, originaria de China y Japón. Tienen tallos leñosos, brillantes hojas, flores blancas o amarillas con cinco pétalos en forma de hélice y tiene un aroma destacable.  Como toda planta de su especie requiere fijarse de algo, generalmente se usa para cubrir muros, cercas, portones y otros espacios que quieras exhibir, tiene la capacidad de desarrollarse muy bien al sol. Se puede cultivar en maceta, e incluso en zonas cercanas al mar, pero siempre tomando las precauciones para protegerla de los fuertes vientos.

Jazmín trepador perfumado (Jasminum grandiflorum)

Entre los tipos de jazmín, es el que más se siembra, por lo que resulta ser el más popular entre todos. Procede de países árabes, también se le conoce como jazmín real o jazmín español. Esta clase es una planta permanente, cuya flora tiene una tonalidad clara y desprende un olor fuerte. Por otro lado, esta especie de trepadora habitualmente suelen medir más o menos 5 cm de diámetro y a su vez, pueden llegar a alcanzar un máximo de 10 metros de altura.

Una de las características más importantes de esta planta es que tiene una floración muy rica, que comienza en junio y termina en octubre y noviembre. Adicionalmente, como el resto de los demás jazmines, se desarrolla perfectamente a pleno sol o incluso en sombra parcial, pues no tolera climas fríos severos, sino que por el contrario, tiene preferencia por los ambientes secos y los suelos calcáreos en períodos de secado. El mejor momento para plantar este jazmín es en la temporada de primavera y otoño, la temperatura ambiente promedio es de 10 grados centígrados.

Jazmín del Cabo (Gardenia Jasminoide)

Este tipo de jazmín crece en forma de arbusto y se utiliza para embellecer interiores. A cambio, solo se puede reconocer por sus enormes flores, ya que estas se presentan por separado a diferencia de los demás jazmines, que presentan sus flores en ramos. Son de color blanco y tienen un olor agradable. También se puede decir que sus hojas son de tamaño mediano y alargadas. Su fase de floración es en los meses de verano, prefiere ambientes húmedos y suelos secos y ácidos por lo que requiere un riego constante.

TIPOS DE JAZMÍN

Jazmín de las Azores (Jasminum Azoricum)

Este jazmín es una enredadera. Las hojas son permanentes y las flores son claras en forma de estrella y tienen un perfume destacable. La etapa de florecimiento se da en los meses de marzo, abril y mayo, siempre y cuando se encuentren en lugares donde encuentre mucho sol. El jazmín de Azores no aguanta muy bien los climas extremadamente fríos, por lo que es necesario protegerlo de él. Se recomienda utilizar algún tipo de guía a medida que crecen para que tengan un soporte más resistente hasta que los tallos se vuelvan más leñosos.

Jazmín Chino (Jazmín Polyanthum)

Se le conoce comúnmente como jazmín chino, que es originario de este país asiático y forma parte de la clase de enredadera, la cual puede alcanzar los 6 mts de alto. Sus hojas tienen una tonalidad oscura y ramificación delgada. Suele utilizarse para cubrir determinadas superficies como pérgolas, vallas o muros. La fase de floración tiene lugar en los meses de primavera. Como la mayoría de las flores de esta especie, son blancas y tienen un aroma muy agradable. El jazmín chino prefiere las áreas húmedas y parcialmente sombreadas. También se puede cultivar en maceta.

Jazmín de Madagascar (Stephanotis Floribunda)

Este tipo de jazmín recibe su nombre de la famosa isla africana de donde proviene. Se puede decir que es una especie que tiene una floración única que la distingue de otras de su especie. Este jazmín tiene hojas de gran tamaño y con un tono llamativo. Las flores son blancas, con forma acampanada, fragante y más grande. Esta planta comienza su período de floración durante los meses de marzo a mayo y puede finalizar durante los meses de septiembre a noviembre si el ambiente lo permite.

Jazmín de la Noche (Cestrum nocturnum)

Esta planta latinoamericana se caracteriza por ser un arbusto de pequeñas flores blancas, muy simple y hermoso. Cabe señalar que son de hoja perenne y pueden alcanzar unos 5 metros de altura. Por otro lado, sus flores huelen fantástico y florecen durante el verano. Son plantas perfectamente cultivables en maceta o en el jardín. Como dato adicional, se utilizan para la elaboración de bonsáis y su poda debe realizarse entre septiembre y noviembre. Por último, esta planta se debe regar 3 veces por semana durante el verano, el resto del año se hará una o dos veces. Esto variará según el clima de su hábitat.

Jazmín Azul​ (Plumbago Auriculata)

Entre los tipos de jazmín se encuentra esta especie en particular conocida como enana. Resulta ser una de las plantas más utilizadas en el mundo, no solo por su versatilidad, que se puede podar de diferentes formas, sino también por la belleza de sus flores azules y el destacable perfume que desprende. Esta planta generalmente puede crecer hasta dos metros de altura como máximo, las flores tienen más o menos alrededor de una pulgada de diámetro, tienen una bonita forma de arbusto. Su crecimiento es bastante lento, necesitan un suelo húmedo y con cierto nivel de acidez, para poder desarrollarse de forma saludable.

Es una planta tropical de África, por lo que no puede soportar el frío en absoluto, pero puede aguantar períodos de sequía, y cuando está en las condiciones ideales, pueden crecer perfectamente. Por último, se puede manifestar que la forma de reproducción habitual de esta planta es por esquejes, dando de esta manera un fácil método de cultivo en recipientes bajo condiciones como pueden ser: un adecuado drenaje, tierra o sustrato, riegos frecuentes, entre otras.

Si le gustó este artículo sobre los tipos de jazmín y desea aprender más sobre otros temas interesantes, puede revisar los siguientes enlaces:

(Visited 473 times, 3 visits today)

Deja un comentario