¿Cómo se puede Podar una Orquídea? Apréndelo aquí

Las Orquídeas son flores exóticas que se puede tener en nuestras casas para alegrar la estancia. Sin embargo, tener una implica una serie de cuidados que en la mayoría de los casos no requieren de mucho conocimiento, entre las cuales está el podar una orquídea. En este artículo te enseñaremos sobre cómo hacerlo y más.

PODAR ORQUÍDEA

¿Cómo se Poda una Orquídea?

La orquídea es una de las flores más hermosas del mundo y proviene de una gran familia que cuenta con más de 25 mil especies. Tener una en casa simboliza que eres un buen conocedor de flores y que le gusta cuidarlas. Por lo tanto, al momento de saber cómo podar una orquídea, existen diferentes formas de hacerlo. Sin embargo, en el presente artículo te mostraremos la más ideal.

Pasos y utensilios para la poda

Podar una orquídea es sencillo, no necesitas una gran cantidad de utensilios, solamente necesitas una buena tijera, una maceta con la flor y las ganas de trabajar. Incluso puedes agregar algo de música para acompañar el fondo y hacer el trabajo un poco más llevadero, aunque veras que no será algo que dure mucho ya que suele ser rápido. A continuación, mostraremos una interesante guía completa sobre cómo podar una orquídea en una serie de pasos que no tienen mucha complejidad.

Revisión de tallos y raíces 

El primer paso que debe dar todo buen jardinero es esterilizar su herramienta principal. Sumerja las tijeras en un vaso de alcohol y déjelas en remojo durante 30 segundos. Abra y cierre las tijeras un par de veces para asegurarse de que el alcohol llegue a todas partes. Luego sácalas y colócalas sobre una toalla de papel para que se sequen, lo que solo te llevará unos minutos.

El segundo paso que enseñamos en esta guía es muy sencillo y consiste en cuándo se debe podar. Por lo tanto, para saber esto hay que verificar que la planta que tenemos con nosotros de frente no posea ninguna flor en su tallo. Ya que, diversos expertos en el área no recomiendan podar una orquídea cuando aún se está durante su época de desarrollo o crecimiento, específicamente durante la floración.

Para el tercer paso, debemos comenzar a cortar los tallos cerca del suelo cuando estén marrones. Pero si encuentra que el tallo tiene un color amarillento, se recomienda no iniciar el proceso. En cambio, córtelos por completo. Use las tijeras esterilizadas para cortar los tallos hasta las raíces de las orquídeas. Esto crea flores nuevas y más fuertes.

Lo siguiente que debe hacerse en toda poda es eliminar las raíces dañadas. Así que saque la planta de su envase para examinar si hay una. Estas son de un tono oscuro y suaves al tacto. Las sanas son duras y de un color claro. Corta las raíces que parezcan muertas. Después de ello, solamente debe volver a su sitio la planta. Podar las raíces muertas ayuda a evitar que las raíces se pudran, lo que puede matar a la planta.

Fortalecimiento de las flores 

Como siempre, es muy aconsejable que, no olvide de aplicar la debida desinfección de su utensilio principal. Puede hacer uso de todo tipo de alcohol que tenga disponible o incluso, un desinfectante especializado para la jardinería, también existen algunos especiales para cuando va a trabajar con orquídeas. Solo con 30 segundos en remojo y unos minutos secándose, tendrá sus tijeras listas para ser usadas.

Luego, debe inspeccionar las hojas de la planta para asegurarse de que estén lo suficientemente saludables como para podarlas. Si hay hojas verdes, duras y brillantes en la base de las plantas, significa que están lo suficientemente sanas como para poder podarlas. Sin embargo, si las hojas están secas, flácidas, amarillas o marrones, significa que las plantas no están lo suficientemente saludables como para podarlas. Así, darles la oportunidad de mejorar antes de podar.

Compruebe si hay brotes latentes en los tallos de su apreciada planta. Estos cogollos parecen pequeñas espinas, cubiertos con una fina capa de material de origen vegetal con un tonto algo marrón o beige. Estos pueden convertirse en nuevas flores o tallos más tarde. Si al momento de iniciar su trabajo, puede observar la existencia de algunos brotes, asegúrese de podar la orquídea a pulgada y media por encima de la misma.

PODAR ORQUÍDEA

Identifique el segundo nodo debajo de donde florecieron las flores. Estos se pueden ver como una línea marrón horizontal alrededor del tallo. Suelen ser más gruesos que otras partes del tallo. Los nodos son donde aparecen las nuevas flores cuando llega el momento de volver a florecer. Si nota un botón en un nudo, corte justo por encima del nudo donde está el botón para mantenerlo.

A continuación, debe podar la orquídea una pulgada y media por encima del nudo para favorecer la floración. Este es aproximadamente el ancho de un dedo meñique. Use tijeras esterilizadas para cortar el tallo recto. Si corta demasiado cerca o demasiado lejos del nudo, puede afectar la capacidad de la planta para florecer. Si hay un brote en el nudo, tenga cuidado de no cortarlo. Además, parte de la materia vegetal marrón o beige fina como una oblea permanece intacta en el brote.

Por último, cabe mencionar que es probable que vea nuevas flores después de 56 o 84 días. La rapidez con la que las orquídeas volverán a florecer depende del clima, el cuidado y su completa salud. Sin embargo, puede esperar que las nuevas flores aparezcan después de los días desde que realizó el proceso. Si ninguno de ellos florece en este tiempo, intente bajar la temperatura en la habitación donde las orquídeas están alrededor de 5 grados, para ayudar a estimular un nuevo crecimiento.

Recomendaciones para mantener una Orquídea sana

Si desea saber más aspectos del cuidado de esta maravillosa y exótica planta, además de las distintas y fáciles técnicas de podar una orquídea que tratamos anteriormente, pues a continuación, daremos a conocer una serie de recomendaciones útiles y necesarias para que nuestra planta favorita siempre esté de la mejor forma posible en nuestro hogar u oficina.

Las orquídeas requieren de una gran cantidad de energía lumínica. Esto es fundamental para el óptimo crecimiento y floración de nuestra planta. Pero tenga cuidado, nunca exponga su orquídea a la luz solar directa ya que esto podría dañarla. Asegúrese de que reciba luz a través de una ventana si está en el interior o en un macizo de flores donde otras plantas le sirven de paraguas.

PODAR ORQUÍDEA

Son plantas que necesitan un suministro de agua cada 2 semanas. Recuerde que las orquídeas necesitan que sus tallos y raíces permanezcan en contacto con el suelo húmedo, pero no necesitan grandes cantidades de agua. Así que riégalas con cuidado para evitar charcos. Utilice un fertilizante especial para orquídeas para obtener todos los nutrientes necesarios para mejorar su crecimiento.

También se suele mencionar dentro de las recomendaciones, la necesidad de conservarse o mantener a una temperatura alrededor de los 21 grados Celsius. Además, recuerde siempre utilizar un abono creado específicamente para estas plantas exóticas. Ya que sus raíces son muy sensibles a cualquier tipo de tierra y necesita de una que sea muy fina y que contenga corteza de pino para su desarrollo.

Si acaba de comprar una, asegúrese de que tenga varias flores y de que todavía tenga varias sin abrir. Además, debes reemplazarlo por un recipiente, preferiblemente de vidrio o plástico transparente para que pueda realizar la fotosíntesis y agregar más guijarros al fondo, que serán los que sujeten la planta. No las saques por completo de la maceta, solo mantén las raíces en contacto con las piedras, que será donde se acumule el agua y el sustrato para su futuro crecimiento.

Si le gustó este artículo sobre podar una orquídea, de seguro le interesará conocer otros temas, tales como:

(Visited 162 times, 1 visits today)

Deja un comentario