La Glicinia o Flor de la Pluma, Cómo Cuidarla

La Glicinia o Flor de la Pluma es originaria de Australia, China, Corea y Japón. Esta planta se encuentra descrita dentro del género Wisteria sp., formado por nueve especies más a la que comúnmente le dan el nombre Glicina o Flor de la Pluma, son arbustos trepadores usados como plantas ornamentales. Te invito a conocer cómo cuidar la Glicina o Flor de la Pluma, aquí en este artículo.

GLICINIA

Glicina o Flor de la Pluma

Las diferentes especies del género Wisteria, conocidas comúnmente como Glicina o flor de la pluma son plantas de crecimiento arbustivo que se comportan como trepadora. Las diferentes especies de Glicinia alargan sus ramas para lograr trepar por encima de otras plantas. Estas plantas llegan a crecer hasta una altura aproximada de 20 metros y de manera latera hasta unos 10 metros aproximadamente.

Cuidados y Cultivo

Son plantas vigorosas, una pequeña planta de Glicina puede llegar a crecer más de un metro de altura por año, cuando las condiciones ambientales son favorecedoras. En ejemplares sembrados y cultivados, puede llegar producir flores luego de más de diez años. En la naturaleza los ejemplares adultos llegan a crecer de manera desproporcionada y medir dimensiones extraordinarias. Son plantas que se propagan bien a partir de estacas o esquejes y por acodos a partir de ejemplares que ya se conoce su rendimiento en su floración. Algunas consideraciones a tomar en cuenta:

  • Las plantas de Glicina crecen bien en suelos ácidos
  • Crece mejor en lugares con un poco de sombra
  • Para estimular su floración se tiene que aplicar un abono con menor porcentaje de Nitrógeno y mayor proporción de Potasio y Fósforo, a fin de estimular su floración y, controlar el crecimiento de su follaje.
  • Las Glicinas son plantas que desarrollan ramas muy fuertes para direccionar el crecimiento de sus ramas, se sugiere colocar como tutor un cable de acero, debido que si sus troncos se envuelven alrededor de su soporte lo puede llegar a doblar.

Propagación por semilla

Las plantas de Glicina se pueden reproducir o propagar por semillas. Sin embargo, cuando se reproduce por semillas su crecimiento es lento. Cuando, se reproduce de esta manera las plantas de Glicina puede llegar a florecer luego de 10 años, para estimular su floración se puede hacer un injerto.

Para propagar las plantas de Glicina por medio de semillas, se tienen que colectar las semillas durante la estación de otoño, la colecta de sus semillas se tiene que hacer antes de que las vainas se maduren y estallen diseminando las semillas a cientos de metros. Al colectar las mismas se tienen que sembrar en pocos días, para humedecer las semillas, se sugiere poner a remojar toda una noche para que penetre el agua a los tejidos de las semillas.

GLICINIA

En caso de no poder sembrar de inmediato, se puede almacenar en un envase de plástico o bolsa, marcada indicando que son semillas de Glicina para sembrar. Cabe señalar que las semillas de Glicina (Wisteria sp.), son muy tóxica en caso de consumir grandes cantidades. Por esto, es que se tiene que tomar precauciones al almacenar semillas en el refrigerador.

Cuando se planten sus semillas en una maceta, las semillas se colocan en orificios a 4 centímetros de profundidad del suelo, se riega y se trata de mantener la humedad. El tiempo promedio de germinación de las semillas de Glicina, es de alrededor de 2 semanas. Con este tipo de propagación las plantas que nazcan es posible que sean diferente a las plantas madre. Debido a esto, es que son usadas para porta injertos. De igual manera las Glicinas propagadas de esta manera, florecerán luego de pasar más 7 a 15 años e incluso más tiempo para que florezca, según la variedad de Glicina.

Propagación por estacas o injertos

Si quiere ver florecer la planta de Glicina en poco tiempo de ser propagada, la tiene que estar segura que fue reproducida por estaca o esqueje e incluso acodo. El momento adecuado para propagar esta planta tiene que haber pasado la floración, si se encuentra en un país de clima templado del hemisferio norte será entre los meses de abril y junio o, dependiendo de las condiciones climáticas también entre los meses de septiembre y octubre.

Pasos a seguir:

Se corta el esqueje o estaca de tallos juveniles de Glicina, por estar blandos estos tallos se pueden doblar, las estacas tienen que medir unos 20 centímetros y con un diámetro parecido al grosor de un lápiz, se cortan a finales de verano. Una vez cortadas las estacas se sugiere sumergir en una hormona de enraizamiento y llevarlas a un recipiente con un sustrato de: musgo de turba, arena o vermiculita o la mezcla de estos tres sustratos. El sustrato tiene que mantenerse húmedo.

Durante el seguimiento de las estacas, al notar que estas estacas muestran signo de crecimiento de brotes de ramas, es muy probable que las raíces se estén desarrollando. Las plantas de Glicinas propagadas por estacas o esquejes tienen un tiempo de floración promedio de unos 2 a 3 años luego de propagadas, aunque esto depende de la variedad de Glicina.

GLICINIA

Para aumentar la humedad ambiental, se sugiere colocar una bolsa o botella de plástico traslucido sobre el esqueje para crear un pequeño efecto invernadero, esta alta humedad ambiental se mantendrá hasta que las estacas o esquejes desarrollen sus raíces. Al observar que la estaca o esqueje empiece a brotar se sugiere que retire la bolsa o botella plástica, porque es posible que las raíces se hayan desarrollado. Una vez enraizado las estacas o esquejes de Glicina se lleva al exterior del micro invernadero y se colocan bajo sombra, para proteger de quemadura las pequeñas hojas tiernas.

Acodos e Injertos

Si quiere que las plantas de Glicinas emitan flores luego de 1 ó 2 años de su propagación, se sugiere que las propague por acodo, en vista que este es el método más efectivo para lograrlo. La propagación de plantas de Glicina, a nivel comercial, es realizada por medio de la propagación por injerto. Se injertan cultivares  de Glicinas en plantas portainjertos o madres propagadas por semillas.  En caso de que adquiera una planta de Glicina en un vivero observe el punto de unión del injerto, con la planta madre, y ver que está sano pues esto indicará que el injerto ha tenido éxito. Esto se nota por una “cicatriz” evidente a unos 10 a 30 centímetros a partir del suelo.

Usos de la Glicina o Flor de la Pluma

Son usadas como plantas ornamentales para decoración de interiores. Dependiendo, de sus variedades los colores de sus flores pueden ser de color violeta, azul o blanco. La longitud de las inflorescencia va desde 10 centímetros o hasta un metro en la especie Wisteria floribunda “Macrobotryes”.

Las variedades “Rosea” o “Jacko” son unas de las variedades que emiten una agradable fragancia. Las especies de Glicina más conocidas y cultivadas la Wisteria sinesnsis, llamada Glicina de China, muy cultivada en Europa occidental. Así también, la Wisteria floribunda conocida como Glicina de Japón.

Te invito a seguir conociendo la maravillosa naturaleza y cómo cuidarla, leyendo los siguientes post:

(Visited 456 times, 1 visits today)

Deja un comentario