¿Cómo Secar y Matar un Árbol sin Talarlo?

Cómo Secar un Árbol sin tener que talar, es una decisión que se tiene que tomar cuándo de manera responsable se tiene que secar un árbol, en vista de que sus raíces superficiales se han extendido y causan daños a una construcción, tuberías de agua o gas doméstico, o porque las ramas del árbol crecieron y cerca se encuentra un poste de electricidad. En el presente post se muestran algunos métodos para secar un árbol.

como secar un arbol.

Secar y Matar un Árbol sin talar

Cuando se habla sobre los árboles, se tiene que estar consciente que estas plantas forman parte de un ecosistema natural, como un bosque deciduo, una selva húmeda tropical, un bosque de coníferas. Los árboles tienen una estrecha relación con el suelo y clima del lugar, del ambiente donde crece y por esto tienen ciertas características determinadas por su adaptación a esas condiciones ambientales.

Observándose como en una sábana pueden crecer en toda su majestuosidad árboles como el samán, árbol de la lluvia o campano (Samanea saman) es un árbol de unos 20 metros de alto, con extensa copa tipo paragua que puede llegar a medir unos 50 metros, con crecimiento lento, árbol longevo y raíces superficiales.

Así también los árboles que crecen en los bosques de coníferas, como los pinos, cipreses, cedros, secuoyas, abetos y otras especies de plantas crecen y formar comunidades vegetales adaptados a las temperaturas frías, heladas, diferentes estaciones muy marcadas. Los pinos son los árboles que más crecen y se emergen entre los árboles con su copa de forma piramidal, formada de esta manera para eliminar más rápido la nieve. Y también algunas especies de pinos se han sembrado en ecosistemas artificiales.

Cuándo los árboles son cultivados fuera de su hábitat natural, como ecosistemas artificiales construidos por los seres humanos por ejemplo las ciudades, parques, plazas y viviendas. A veces sin conocer las dimensiones de sus ramas, tronco y raíces, conlleva que cierto tiempo después se tenga que sacrificar el árbol porque daña un muro, crece cerca de un poste de electricidad, levanta una acera, entre otros.

como secar un arbol.

¿Cómo se llega a secar un Árbol?

La conservación de los árboles y la naturaleza lleva a tomar en consideración las funciones y beneficios que aportan los árboles al hombre y, debido a esto se observa con cierta mortificación la deforestación de grandes extensiones de bosques, que está afectando los ecosistemas naturales y las  vida de las especies de animales y plantas que se desarrollan en estos lugares. Aunado a esto, o por consecuencia de esto el calentamiento global, que viene siendo el resultado del mal manejo ambiental de nuestro planeta.

Situación está que nos lleva tomar acciones como el impulsar la siembra de árboles en parques y avenidas, en conjunto con asociaciones ambientalista. A fin de tomar conciencia de tener que protegerse el ambiente. Sin embargo, ocurren momentos en los que se tiene que tomar decisiones contrarias a las acciones de cuidar los árboles y el ambiente. ¿Qué quiero decir con esto?, como cuando se tiene que decidir secar un árbol porque causa daño alguna instalación.

Cuando secar un Árbol

Para proveer a la sociedad de lugares para vivir y trabajar se han desarrollado las ciudades con edificaciones de viviendas e industrias, así como construcciones de servicios sanitarios, educativas, de transportes y recreación, entre otros. Creando un ecosistema artificial urbano, con arbolado de diferentes especies de árboles, que crecen en espacios reducidos si los comparamos a, como crecen en los bosques naturales.

Llegando a ocurrir que se haya sembrado estos árboles en lugares que también construyeron un sistema de redes para surtir agua a los inmuebles o industrias; o la jardinera, donde plantaron el árbol, se quedó pequeña y las raíces del mismo empezaron a dañar la calle y acera.  Conllevando que este árbol que se plantó para ornamentar la ciudad, ahora resulta ser un inconveniente y es un potencial daño, que puede generar cuantiosos gastos y, entonces es el momento cuando debe ser eliminado.

Secar un Árbol con Sal de Epsom

Cuando se tomó la decisión de eliminar un árbol y se quiere evitar el uso de motosierra porque el costo es muy oneroso o no se dispone de este equipo, existen otros métodos de eliminar un árbol como el de utilizar Sal de Epsom o sal de roca. En la actualidad es muy empleada por ser eficaz, fácil de aplicar y económica.

Cabe destacar, que cuando se seca un árbol usando sal de Epsom o sal de roca, los resultados se observaran pasados pocos meses al notar un árbol con su tronco y ramas secas, ya sin vida. Si estás buscando un producto que seque aún más rápido un árbol tienes que buscar otra opción u opciones. Que si existen aparte de talar con motosierra.

Se tiene que aclarar que se debe evitar la sal común, para secar un árbol, en vista que esto puede contaminar el suelo y causar daños irreparables al suelo y por consiguiente al ambiente. Por esto se tiene que usar exclusivamente la “sal de Epsom” o también la “sal de roca”. Este producto tiene un 100% de efectividad, se agrega solo sin ningún otro ingrediente agregado. Observaras que cuando se elimine el tocón del árbol afectado es muy probable que el suelo no haya sido contaminado.

¿Qué es la Sal de Epsom?

La “sal de Epsom” está compuesta de sulfato de magnesio o sulfato magnésico, que recibe el nombre común de sal de Epsom, este compuesto tiene la formula química de Mg SO47H2O. Esta sal de Epsom es una fuente natural de magnesio para el ser humano. En la industria es usado como agente secante al usarse el magnesio sin hidratar (MgSO4).

En la naturaleza las sales son extraídas de un manantial próximo a la localidad de Epsom, en Inglaterra, el agua del manantial es salada y amarga y, al destilar por primera vez las sales, de ese manantial se tomó el nombre que tienen estas sales. Estas sales tienen un aspecto similar a la sal común o cloruro de sodio.

Aplicar Sal de Epsom

Cuando se vaya aplicar la sal de Epsom para secar el árbol, se siguen los siguientes pasos: Se inicia perforando el suelo alrededor del árbol, esto se hace para que la sal de Epsom tenga contacto directo con las raíces. Estos hoyos se recomienda tengan las siguientes dimensiones de 1 a 2,5 centímetro de ancho  con 20 a 30 centímetros de profundidad.

Luego de la apertura de los hoyos se agrega la sal de Epsom, al terminar de agregar las sales, se agrega la cera de una vela para sellar los hoyos y serán sellados. El objetivo será evitar que la sal se salga de los hoyos y haga el trabajo de secado de la planta. Se le recuerda, que la sal de Epsom no debe caer en la superficie del terreno, para que no sufran daño las otras plantas ubicadas en el jardín próximas al árbol a secar. Al terminar se coloca una lona.

Se cubre con una lona sus raíces si el árbol es alto o el tocón del árbol y raíces, si el árbol ya había sido cortado. Esto para ayudar acelerar el proceso, este cubrimiento puede ser un plástico oscuro en caso que no tenga lona, lo que importa es que cubra la planta. De esta forma se acelera el secado en vista que se impide que llegué la luz solar, ni le llega el agua de lluvia y, la sal hace su función más eficazmente.

Aplicación de herbicida

En caso que se trate de un árbol que ya fue cortado previamente y, volvió a brotar se puede probar con un herbicida químico, que tienen como marca comercial los nombres de: glifosato o tricoplir, por ser los más conocidos. Lo contraproducente es que el herbicida además, de secar el tronco del árbol que volvió a retoñar y sus raíces, también secará las raíces de las plantas próximas a él. Esto quiere decir que se debe ser cuidadoso al aplicar estos productos y, abrir hoyos lo más próximo a las raíces del tronco para mejorar su efectividad y dañar lo menos posible otras plantas.

Cubrir el tronco

Se logra secar un tronco de árbol es cubriéndolo completamente, esta técnica se sugiere cuando queda el tocón del árbol, esta práctica ya ha sido privada y es muy efectiva para eliminar o secar las raíces profundas de manera garantizada sin ocasionar daño ambiental. La intención de cubrir el tronco del árbol y sus raíces es acelerar la muerte del mismo, suprimiendo todos nutrientes y energías que aporta la naturaleza a través de la radiación solar y el agua de lluvia, sin dañar el suelo donde está creciendo y, poder usarlo al sembrar una nueva planta, de menor tamaño.

Una vez cubierto el tronco o tocón del árbol ya cortado con una lona o un plástico oscuro, por ejemplo una bolsa de basura grande. Se tiene que estar pendiente que no le entre agua ni luz solar. Este proceso es posible que tarde entre 3 a 6 meses, durante este tiempo es conveniente se tenga que revisar al resto del árbol y si observa que se empieza a pudrir y aparecer hongos esto indica que es una buena señal y el tronco ya está muriendo.

Es posible que al pie del árbol que estamos tratando para que muriera por medio de la técnica de taparlo. Se observe que retoñe una planta del mismo árbol y, se quiere evitar, en vista que se volvería a tener el inconveniente que ocasionó el árbol que se está secando. Entonces te sugiero sacarlo con cuidado de raíz y colocarlo en una bolsa o envase, para replantarlo en otro lugar más grande o, llevarlo a un vivero para que ellos lo cuiden y ofrezca a otra gente que si tiene espacio dónde plantar ese tipo de árbol.

Otros Métodos para secar un Árbol

Además de las técnicas anteriores de usar sal de Epsom, tapar con una lona el árbol y también el uso de herbicida, que garantizan que logres secar un árbol sin talarlo. Existen otras técnicas probadas como buenas técnicas que ayudan a secar un árbol, las mismas se lleva a cabo usando varias   herramientas e insumos, tales como: un taladro, clavos, fertilizante nitrogenado y una motosierra, entre otras. ¿En qué consisten?, se describen a continuación.

Utilizar un taladro

En este paso tenemos que disponer de un taladro, una mecha de media pulgada, se pasa el hacer con un marcador o un lápiz de color como un creyón, una circunferencia alrededor del tronco del árbol para marca los puntos donde se taladrará. El objetivo de este paso es, taladrar el tronco, para en los agujeros aplicar un fertilizante que tenga nitrógeno. Se aplica este producto, para acelerar la producción de un hongo que ayuda a descomponer el árbol entre 4 a 6 semanas.

Clavar el tronco

En este método se debe disponer de unos clavos grandes de cobre u otro material, y un martillo. Este método es sencillo y más económico que otros ya indicados. Se trata de clavar varios clavos en la corteza de tronco del árbol  para acelerar la formación de hongos saprófagos que comen madera y, se empiece a descomponer el árbol, hasta lograr secarlo.

Usar una motosierra

Este método es uno de los más usados, por la rapidez con que se soluciona el problema que este causando el árbol en cuestión. Este método consiste en tener una motosierra y, si bien no es un método novedoso si es peligroso, porque se tiene que saber usar esta maquinaria para que el operario logre su objetivo, sin ningún daño a sí mismo.

Si desconoce cómo usar esta maquinaria, es preferible contrate un experto o reciba antes clase de manipulación de maquinaria agrícola y tome sus previsiones. A continuación se listan algunas recomendaciones, para obtener el resultado esperado de secar o eliminar un árbol.

  • Evaluar el daño ocasionado por el árbol, para ver si en realidad se tiene que cortar el árbol.
  • Si es un árbol muy grande, tiene que contratar una empresa especializada.
  • Observe donde tiene que hacer los cortes en el árbol y tenga alguien que lo asista con una cuerda para evitar que las ramas al caer, dañen otras plantas, paredes, tuberías o cables, por decir algunas de las cosas que podría dañar.
  • La cuerda sujetaría la rama y tronco que se quiere cortar, para controlar su caída. Observe antes de cortar hacía donde caerá el árbol o parte de él, y colóquese del lado contrario.
  • Use implementos de seguridad. Delimite el área para evite que otras personas pasen al lugar.

Si el árbol es realidad es una amenaza potencial, en vista que está afectando el muro de una institución educativa en la que concurren niños, de una institución como asilo o un centro hospitalario frecuentado por muchas personas de diferentes edades y estados de salud y este árbol, puede ocasionar la caída  del muro, se sugiere cortar o secar el árbol de inmediato. Esto para solucionar esta situación de daño de las instalaciones y eliminar la amenaza para las personas que frecuentan el lugar.

Ante todo cuando se tenga que tomar la decisión de eliminar un árbol, por estar causando daños a terceros, estar plantado cerca de un poste de electricidad, sus raíces estén dañando tuberías de algún servicio urbano o resulta que el árbol enfermo y se murió en pie. Ya sea cualquiera de las opciones anteriores y se tiene que eliminar, primero se sugiere tramitar el permiso indicado por las leyes ambientales de tu municipio, estado o país.  Este permiso se tramita incluso si el árbol en cuestión se encuentra dentro de los límites de la propiedad privada.

Entonces, ya le autorizaron a cortar o tratar fitosanitariamente el árbol. Se procede a realizar algunos de los siguientes pasos o alguno de los que antes se te indicó. A continuación se informa cómo secar un árbol, llevando a cabo los siguientes pasos, que tomando las previsiones como colocarse guantes, mascarillas y delimitar el área, lo podría hacer usted mismo, sin tener que contratar a un especialista, siempre y cuando se sienta capaz de hacerlo y el árbol sea pequeño.

Anillado del árbol

Este método consiste en quitar la corteza del árbol y dejar expuesto el lumen o madera del árbol, formando un anillo alrededor del árbol. Este proceso es bastante sencillo y que garantizan secar el árbol al interrumpir el flujo de la savia del árbol, que transita desde la raíz hasta la copa del árbol. Para acelerar el secado del árbol algunas personas usan herbicida o, sencillamente dejas que por el proceso interrumpido para el buen funcionamiento del árbol como es nutrición, el árbol termine secándose.

La decisión de aplicar herbicida o dejar que el árbol se seque con el tiempo, dependerá de la velocidad con que quiere eliminar este árbol. Al usar herbicida se verá más rápido el resultado buscado, en tanto si quiere evitar el uso de químicos, este proceso puede tardar varios meses e incluso el año o dos. Cabe señalar que la corteza del tronco del árbol se quita y se deja una franja descubierta de su lumen de unos 10 a 12 centímetros de ancho ó 4 a 5 pulgadas de ancho.

Equipo de protección

Mientras esté realizando este método de anillado, se le sugiere tener en cuenta su protección personal, debido a estar usando maquinaria agrícola y agroquímicos. A fin de evitar un accidente, se tiene que colocar lentes de protección, guantes de carnaza, botas de jardinería y peto o delantal de lona ya que, para hacer el anillado tiene que usar una motosierra, un hacha o machete, elemento de cuidado al ser usado.

Aplicación de herbicida

Ya que desea acelerar el proceso de secado del árbol y decidió aplicar un agroquímico, en este caso un herbicida, se sugiere hacerlo a primera hora de la mañana. Esto, debido que hay menos brisa y ayuda a que se produzca menos dispersión del herbicida hasta otras plantas y las mate también. ¿Cuándo se aplica?, al terminar de hacer el anillado del tallo del árbol y quitar la corteza, a los 5 ó 10 minutos de haber terminado de quitar la corteza y todavía hay savia en el tronco, se aplica el herbicida. Se protege la zona con una cinta de tela.

Entre los herbicidas que se sugieren para llevar a cabo este método de secado, son aquellos conocidos con su nombre comercial: glisofato y triclopyr. Ambos son unos de los herbicidas más usados en la agricultura y manejo de jardines. Cuando vaya aplicarlo, recuerde que son productos tóxicos y puede envenenar a una persona. Entonces, recuerde mantener alejado e identificado cómo veneno, cuando lo almacene. Además de proteger sus ojos, manos y boca cuando lo aplique, seguir también las instrucciones de uso, referidas en su envase. Si las sigue oportunamente, todo saldrá bien.

Tenga paciencia

Ya al cortar la corteza al hacer el anillado, cortó la libre circulación de la savia en el árbol y además colocó herbicida mientras todavía podía ser absorbido por la planta y, haber sido trasladado a sus raíces y otras partes del árbol. Lo que queda es esperar que el producto surta efecto sobre el árbol y este sea secado.

Utilizar un hacha o un machete

El siguiente método a describir para secar un árbol, se lleva a cabo al usar machete o un hacha y luego rociar un herbicida. A continuación se informa como hacerlo, para que decida con cual instrumento agrícola quiere trabajar.

Se realizan cortes con el hacha o el machete sobre la corteza del árbol alrededor del tronco del árbol. Este método se parece al anillado, antes descrito en que se busca de interrumpir el flujo de la savia y agua desde las raíces a la copa del árbol. Los que conocen ambos métodos, consideran que este es más rápido.

Aplicar herbicida luego de cortar con hacha

En un envase con boquilla de rociar, especial para usar agroquímicos,  se mezcla agua con herbicida, dependiendo la cantidad o dosis por la sugerida en las indicaciones de la casa que elaboró el producto. Recuerde protegerse por estar trabajando con un veneno. Se hacen cortes con el hacha o con el machete menos anchos y profundo, que el realizado con el anillado. Sobre estos cortes se aplica el herbicida. Recuerde hacer esta práctica agrícola en horas de la mañana.

Los cortes que se hagan tendrán que ser de unos 5 centímetros o 2 pulgadas, como ya sabe estos cortes lo harán con hacha o el machete. Estos cortes tienen que llegar hasta el lumen o madera del árbol. Una vez terminados los cortes, ya se logró el objetivo buscado al usar uno de los dos instrumentos. Entonces, se procede a rociar el herbicida y luego se tiene que esperar. Cabe destacar que para aplicar este producto en las casas agrícolas existen, envases con boquillas especiales para usar con agroquímicos.

Secar el tocón del Árbol muerto

Una vez aplicado cualquiera de los métodos antes descritos y, se llegó al objetivo de secar un árbol porque estaba causando un problema a la comunidad o a su vivienda y miembros de la familia,  entonces lo ideal es terminar de sacar las raíces. A continuación se informa como hacer este paso.

En ocasiones resulta, que se secó un árbol que dañaba una calle, acera o pavimento y, ocurre que se elimina el árbol pero quedan un tocón del tallo con las raíces y la acera o pavimento continúa levantada y dañada, entonces se tiene que proceder a sacar las raíces o secar, con el objetivo de reparar las instalaciones dañadas.

Antes de continuar, se recuerda proteger sus manos, ojos y otras partes del cuerpo porque va usar implementos como hachas, taladro y agroquímico, asimismo, tener alguien que lo ayude y tener delimitada el lugar para evitar curiosos.

Aquí los hoyos o cortes que realice los hará sobre el tocón y las raíces sobresalientes a la superficie, una vez realizado los mismos, se procede aplicar el fertilizante nitrogenado, de nuevo se insiste en tener guantes puestos y hacer la aplicación en la mañana temprano. Una vez aplicado el producto mantener delimitada el árbol para que no se acerquen, recuerde que aplicó veneno. Este fertilizante nitrogenado, acelera la formación de hongos saprófagos y empiece a pudrirse el tocón del árbol y las raíces y, en poco tiempo se secarán y podrán removerse con facilidad.

Sugerencia Final

Por último se sugiere que cuando tengas un jardín en casa escojas árboles que sepas son de mediana altura y sus raíces más profundas que superficiales, aunado de plantar este árbol lejos de las edificaciones y tuberías. Con el propósito que cuando crezcan no se tenga que sacrificar, a menos que ya el árbol haya cumplido su ciclo de vida y, por estar muerto en pie sea una amenaza.

Si te gustó esta información, te invito a leer otros post sobre cómo conocer y cuidar las plantas:

(Visited 127.191 times, 136 visits today)

Deja un comentario